261 Nicole & Alex

El ya corría cuando ella gateaba, tal vez hasta escribía carta de amor sin que ella supiese leer. El nunca aprendió a conducir pero sabría cómo hacerla volar; ella hablaba otros idiomas mientras él no sabía cómo hablarle. El deseaba atrapar su esencia imperfecta cada mañana, mientras ella maquillaba su belleza natural. Ella era un alma libre pero pero atrapada en la inmadurez, a él la experiencia le encerraba en un muro de terror. Y sin embargo, cruzaron miradas, clavándose hasta el alma y supieron lo que les hacía falta. No importan las hojas de un calendario ni cuantas licencias o títulos tengamos, en algún momento todos seremos nuevos a los ojos de alguien y nuestras almas no serán tan distintas. Mientras Nicole y Alex ya encontraron su propio universo en los ojos del otro, muchas otras miradas siguen perdidas, ahogándose vacías, queriendo sin amar, durmiendo sin descansar, fluyendo sin aceptar que están ciegas. San José

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s